Mostrando CUYEMPAK.jpgCuyempak está integrado por cuatro jóvenes ingenieros agropecuarios, los que venden carne de cuy empacada al vacío, esto garantiza al consumidor final un producto de limpio, sabroso, con buena presentación, con altos elementos nutricionales y fácil de preparar; esta iniciativa apoya a 200 pequeños productores y desde hace más de dos meses se encuentran en el proceso de incubación de ConQuito.

Esta idea busca rescatar el valor alimenticio de la carne del cuy e incorporarla en la alimentación de la población, la iniciativa lleva 5 años en el mercado y a través de este tiempo han perfeccionado su labor.

Los integrantes de este emprendimiento son: Wendy Torres, encargada de la parte contable y manejo presupuestario del proyecto; Hugo Dávalos, responsable de la parte agroindustrial; José Lema es el encargado de la parte comercial y Andrés Pazmiño, es responsable de la parte agro productiva; su promedio de edad oscila entre los 29 a los 31 años, todos son ingenieros agropecuarios, sin embargo para el desarrollo de sus actividades han procurado estudiar más para fortalecer cada una de sus funciones.

El nombre Cuyempak nace de la fusión de las palabras cuy y empaque, que permiten entender rápidamente el producto ofertado. Hasta el momento han invertido 68.000 dólares.

Sus principales clientes son restaurantes y familias que apuestan con la cocina tradicional; el producto se entrega adobado y empacado al vacío, listo para cocinar. Las presentaciones con las que cuentan son: Cuy entero en estado natural de 800 a 1500 gramos; cuy entero con adobo tradicional de 800 a 1500 gramos y patitas y costillas de cuy en salsa BBQ, todos sus productos son empacadas al vacío. Los precios oscilan entre los 10 a 15 dólares el cuy entero adobado listo para hornear.

Según José Lema “nos ajustamos a todo requerimiento, trabajamos con cortes, adobos, y presentaciones que el cliente necesite”.

Sus productos están dirigidos principalmente a tres nichos de mercado: Restaurantes, hoteles, hosterías, son considerados el primer nicho. Otro son los clientes finales, llegan a ellos a través de entregas a domicilio, ferias alimenticias y redes sociales. Finalmente su otro nicho de negocio son los micro y macro mercados, al momento se encuentran en etapa de negociación.

“Decidimos emprender sobre en la base de la carne de cuy porque nadie más lo ha hecho, este producto ha sido subestimado, nosotros hemos observado el potencial tanto nutricional, como comercial que tiene esta carne en Ecuador y por eso queremos ser los pioneros en calidad e innovación del cuy”, sostuvo Wendy Torres.

Con esta carne se pueden preparar infinidad de platos, “todo está en la creatividad de quien cocina, hemos observado en los restaurantes que son nuestros cliente, platos como, cuy tradicional, cuy apanado, cuy relleno, lomos de cuy, fritada de cuy, gallina cuyada, hamburguesa de cuy, pizza de cuy,  locro de cuy, rollos de cuy,  etc, todo está en la creatividad del chef” señaló José Lema.

Ellos decidieron emprender para alejarse del trabajo de escritorio, depender de un sueldo y desarrollar otras actividades que les brinden satisfacción al momento de ver los resultados. “El emprendimiento te exige en algún momento ser el empleado, el conserje, el vendedor, el gerente, el publicista y hasta el experto en redes y eso no es lo más difícil, el punto crítico es que todo esto es sustentado con tu propio dinero, sin saber si va a resultar o no. Decidimos emprender por el esfuerzo que te exige, en lo económico, en lo personal, en lo profesional, una vez que llegaste al éxito puedes delegar a empleados que manejen lo que ya construiste y tu empezar con otros retos, cosa que muy difícilmente logras con un empleo seguro y fijo”, sostuvo José Lema.

Desde hace dos meses y medio se encuentran incubando en ConQuito; “esta institución fue nuestra primera catapulta cuando iniciamos, fueron quienes nos hicieron creer que la idea era buena y tenía validez. En ConQuito hemos encontrado gente que se identifica con nuestro emprendimiento, te ayudan, te dan nuevas ideas, nuevos contactos y  que ponen el hombro a la construcción y crecimiento de tu proyecto es simplemente excelente”, dijo Wendy Torres.

A futuro estos emprendedores buscan llegar a ser la empresa pionera del procesamiento de carne de cuy en diferentes presentaciones,  y obtener éxito en el mercado.

Sus productos se pueden adquirir en su local ubicado en la Villaflora, avenida Mariano Reyes Oe1-135 y Pedro de Alfaro detrás de las parrilladas del Gaucho, para más información o pedidos se pueden contactar al correo electrónico info@cuyempak.com